post icon
Titulo original: The man who knew too much
Director: Alfred Hitchcock
Elenco: Leslie Banks, Edna Best, Peter Lorre, Frank Vosper
Duración: 75 min.
País de origen: Inglaterra
Año: 1934
nota

Me encanto esta película, fue como si la mejor de las novelas de Agatha Christie tomara vida tal cual alguna vez la imagine. Con el malo de la historia siendo un gallo ruin y muy feo, con un sequito de ayudantes misteriosos pero fieles y un “héroe” con sentido del humor y hasta medio glamoroso. Todos los elementos convergieron perfectamente en esta súper película del maestro del suspense, Alfred Hitchcock.

Imagen

La película se ambienta en la Europa de mediados de la década del 30. Las calles se alumbran con lámparas a gas, hay pocos autos y la niebla pareciese aparecer en los momentos menos oportunos.

La película parte en un exclusivo centro invernal en Suiza donde la familia Lawrence acompaña a Jill en una competencia de tiro al blanco. Durante su estadía, un amigo de la familia es asesinado en plena velada pero antes de morir le dice a su amigo que busque raudamente el “cepillo” de su baño y no diga a nadie lo que ahí dice.

Dicho y hecho, Bob Lawrence parte al baño del finado encontrándose con un misterioso papel, el cual oculta a las autoridades. Pero para desgracia de Bob, su pequeña hija es secuestrada por un grupo de maleantes y a el le obligan a guardar silencio por el bien de la niña.

Desesperado Bob, emprenderá junto a su amigo Louis, la búsqueda de Betty (su hija).

Resulta que la pobre ha sido secuestrada por un grupo de delincuentes que planea matar a un importante estadista cuya muerte podría desatar otra guerra de proporciones.

Bajo un culto de “adoradores al sol”, el grupo opera en pleno corazón de Europa y el secreto al que hacia referencia el papel que encontró Bob en el cepillo de su amigo, decía el día y hora en el cual, aquel hombre sería asesinado.

En un momento de descuido, Bob logra comunicarle a su esposa el lugar y hora en el cual se cometerá el asesinato, siendo de esta forma que se logra evitar su muerte.

Acorralados y sin saber que hacer, los terroristas tomaran como rehenes a padre e hija y se atrincheraran cuando todo Scotland Yard vaya en su búsqueda.

En un final de antología en el cual Jill, mata al hombre que intenta liquidar a su hija, “los buenos” desbaratan a la banda de “adoradores al sol” eliminando a su malvado jefe y secuaces.

¿Qué más se puede pedir? Yo lo pase muy bien viendo la película, y de seguro que de ahora en adelante mirare con más cuidado la revista del cable cuando se anuncie alguna película de Hitchcock en el “TCM”.

PEACE OUT

Comments are closed.