post icon
Titulo original: Petites Coupures
Director: Pascal Bonitzer
Elenco: Emmanuelle Devos, Ludivine Sagnier
Duración: 95 min.
País de origen: Francia
Año: 2002
nota

¡MALDITO CINEEEEEEEEEEEEEEEEEE! Ahhh, tenía tantas ganas de decir eso.

El día miércoles –con lluvia y nieve- vi tres películas seguidas y quede medio turulato.

Nadie puede aguantar una sesión tan extrema, solo “La Voz”.

Todo partió con “Los cuatro fantásticos 2”, siguió con “Dead silence” y termino con “Pequeñas heridas”.

Como ustedes ya sabrán, no me puedo negar a una película de terror, pero sí hay otro tipo de cintas que me matan son las europeas y en especial, las francesas. Por eso decidí seguir acostado y ver la tercera película en cosa de horas…una locura que no les recomiendo.

El gran problema es que deje la cinta más cabezona para el final y el dolor de cabeza que tenia a esa hora, me hizo entrever la trama; nada más que eso, sólo entrever.

Soy un baboso por el cine, ahora me paso la cuenta y más encima estoy empecinado en conseguir todas las temporadas de “Sombras tenebrosas”, quiero hacerme amigo de Barnabas Collins…

Volviendo a lo nuestro, “Pequeñas heridas” es una cinta sobre un hombre que ha dejado atrás los cuarenta (quizás 45) y se acerca a pasos agigantados a una nueva etapa de la vida. Bruno (el hombre en cuestión) tiene un matrimonio a cuestas y una amante joven con la cual se divierte en sus ratos libres, además es periodista de profesión y comunista por convicción.

Pero su doble vida e ideología le juegan una mala pasada, y su tranquilo pasar da tumbos que ni el esperaba: su tío, quien se postula como alcalde de Grenoble lo convoca para que organice su reelección, allí Bruno tendrá otro affair –con la mujer de su tío- que da como resultado una tremenda confusión sentimental, que representa los errores cometidos por Bruno en diferentes aspectos, pero puntualmente en el plano amoroso.

La cinta es diferente a otras ya que construye todo el mundo interior de Bruno –sus tribulaciones, problemas, dudas y conflictos- de una manera sencilla pero diferente de exponer. Quizás eso es lo que mas me gusta del cine francés, su forma de exponer situaciones que pueden ser muy aburridas o “delineadas” de otra forma.

Como ven, un resumen más bien escueto, pero fueron tantas las horas frente a la pantalla que no me da para más.

Espero volver pronto con algún otro comentario.

PEACE OUT

Comments are closed.