post icon
Titulo original: 27 dresses
Director: Anne Fletcher
Elenco: Katherine Heigl, James Mariden, Malin Åkerman
Duración: 107 mins.
País de Origen: USA
Año: 2008
http://www.27dressesthemovie.com/

nota
Cerca del 14 de febrero, cupido y Hollywood hacen un joint venture desesperado para atraer muchas personas a las salas de cine.
No recuerdo todas las películas, pero “P.S I love you”, “Definetly maybe” y “27 dresses” fueron las que por lo menos llegaron a las salas chilenas una tras otra.

Así también, debo reconocer que quería verlas todas, pero los días fueron pasando y al final nunca llegue al cine para entretenerme con estas historias mamonas, por lo que mi premio de consuelo viene en la forma de una tele de 21 pulgadas y el DVD más “guarro” del mundo.

“27 vestidos” cuenta la historia de Jane, una chica que siempre se ha preocupado de hacer felices a los demás y que ha dejado su propio bienestar en stand by.
Prueba de eso son los 27 vestidos de dama de honor que llenan su closet  y le recuerdan cada día que sigue soltera y su amor platónico sigue tan lejano como siempre.
Pero no todo es tan malo en “Janeland” y como esto es Hollywood, un par de nuevos factores entran en la ecuación y su amargo pasar empieza a despejarse de a poco.

La cinta tiene como gancho la participación de Catherine Hegl, conocida por su papel de la Dr. Isobel ‘Izzie’ Stevens en “Grey´s anatomy” y la participación de la guionista Aline Brosh McKenna, quien adapto “El diablo se viste a la moda”.
Hay un nicho cautivo de Grey´s anatomy y el éxito de “El diablo…” también asegura varios puñados extra de personas que van al cine para ver la película.
En lo personal, estas películas románticas son un placer culpable hasta cierto punto; las hay buenas y memorables y las hay vomitivas y ñoñas, si bien “27 vestidos” no se casa con ninguno de los dos extremos, esta más cerca de algo bueno que malo.

La melosa historia, el final feliz y la “luminosidad encantada” de estas cintas siempre me enganchan, no se si es por que ando mas propenso a este cine o porque simplemente se alinean los planetas y yo caigo mas menos redondo frente a la historia.

Estas historias son bastante cíclicas y cada 14 de febrero salen varias sin siquiera preguntarnos, pero el resto del año su devenir es lento y espaciado; quizás en eso radica el hecho de que no nos aburran tanto y además siempre esta eso que dicen: “en algún momento terminas por enamorarte”, al final cedes y terminas encontrando menos mamón lo que antes te daba ganas de vomitar.
PEACE OUT

Comments are closed.