post icon
Titulo original: Das experiment
Director: Oliver Hirschbielgel.
Elenco: Moritz Bleibtreu, Justus von Dohnanyi, Oliver Stokowski
Duración: 107 mins.
País de Origen: Alemania
Año: 2001

Festivales: Bavaria, Germania
nota
Cinta alemana basada en el libro “Black box” escrito por Mario Giordano, el cual a su vez se inspiro en el experimento Zimbardo para dar a conocer al mundo el bizarro experimento acaecido el año 1971 en la Universidad de Stanford.

El experimento, el libro y la película hablan de lo mismo:
Un grupo de personas ve un anuncio en el que se pide voluntarios para someterse a un encierro voluntario por dos semanas. El grupo será dividido en carceleros y presidiarios. La paga es buena y las condiciones están aseguradas.

La convocatoria es exitosa y el nutrido grupo de hombres que son seleccionados para llevar a cabo el estudio es informado sobre las reglas, sus roles y la forma en que debe ir desarrollándose la situación.
Todos son completos desconocidos y desde que firman para participar, se apegan a las condiciones estipuladas por los psicólogos que los monitorearan las 24 horas.
Son 20 hombres en total: 12 presos y 8 guardias, los cuales deberán mantener la seguridad dentro del penal.

El fin del encierro es estudiar el comportamiento agresivo bajo las condiciones de una cárcel y comprobar como el contexto condiciona la conducta de los sujetos.

Al principio todo va bien. Los presos bromean más de la cuenta pero todo esta bajo orden hasta que al tercer día empiezan a darse las primeras asperezas que contra todo pronostico, terminan con el experimento fuera de control, varios heridos, otros secuestrados y un muerto. Demasiado real para ser verdad.

La cinta es de verdad buena. Va mostrando como el poder corrompe, como una situación dictamina ciertos patrones de conducta, deja al descubierto los más bajos instintos de algunos participantes y hace un retrato detallado de la vida al interior de una cárcel que mas parece infierno.

La fotografía, el encierro, la locura y suciedad mental, la despersonalización y son piezas que van formando un todo bastante acoplado, con buenos engranajes y ritmo. Una cinta sólida que sorprende por la visión de Hirschbielgel., que con esta película no solo debuta sino que se posiciona como un director importante dentro del nuevo cine alemán.
PEACE OUT

Comments are closed.