post icon
Titulo original: Source Code
Director: Duncan Jones
Elenco: Jake Gyllenhaal, Michelle Monaghan, Vera Farmiga, Jeffrey Wright
Duración: 93 min
País de Origen: Estados Unidos
Año: 2011
nota
Artículos relacionados

También puedes comentar la película en Facebook o Twitter

“Source code” (titulo original de la cinta) es una de las apuestas más innovadoras del año. Su trama -algo similar a “Inception”- relata lo que sucede con el soldado Colter Stevens, quién despierta en un tren con destino a Chicago sin saber cómo ni porqué llegó hasta ahí.
Lo último que recuerda Stevens es haber estado piloteando un helicóptero en Afganistán. ¿En que minuto apareció en Estados Unidos? ¿Quién es la mujer que va sentada a su lado? Y peor aún, ¿porqué cuando se mira al espejo ve a otro hombre?

Nada de esto tiene sentido. Stevens, acostumbrado a trabajar bajo presión, trata de entender el puzzle, pero cuando el tren va avanzando, una explosión gigante acaba con la vida de todos los pasajeros. Incluyéndolo.

Inmediatamente, el soldado despierta en un lugar extrañísimo. Allí, una voz le da instrucciones: Deberá volver a revivir la escena del tren y averiguar quién puso la bomba. Deberá repetir la acción cuantas veces sea necesario.

Stevens aparece inmediatamente en el tren. Ésta vez entiende algo más lo que sucede. Sin embargo, sigue sin saber porqué está ahí y quién está detrás de todo esto.

“Source code” es bastante interesante en su apuesta. Supongo que uno de los grandes méritos de “Inception” fue haber predispuesto a la audiencia a ver películas un poco más complejas. Eso siempre será atractivo en un mar de películas lineales y bastante aburridas.
Eso sí, apenas la empecé a ver, me recordó el clásico “Groundhog Day” con Bill Murray.

La actuación de Jake Gyllenhaal es maciza. La carga psicológica, dosis de súper héroe con average Joe y su carisma natural lo transforman en un personaje creíble y sólido, el cual aporta con una actuación llena de angustia, adrenalina y mente fría.

La cinta es compleja, enredada, llena de acción y con tintes morales bastante agudos. Es imposible comentar y debatir con quienes las vistes una vez que sepas el final.
La historia del soldado Colter Stevens es definitivamente una de las mejores de 2011.
Al igual como sucede con “Inception” o “Memento”, hay que verla despierto y muy atento.
PEACE OUT

Comments are closed.