post icon
Titulo original: Dragonball Evolution
Director:James Wong
Elenco: Justin Chatwin, James Marsters, Jamie Chung, Emmy Rossum, Joon Park
Duración: 84 min.
País de Origen: Estados Unidos
Año: 2009
Pagina oficial
nota

Este es uno de los reviews más delicados que me ha tocado hacer.
Puedo herir muchas susceptibilidades si abro mi bocota más de la cuenta, pero seamos francos, todos arrugamos la nariz cuando supimos que Dragon Ball seria llevada al cine con personajes de carne y hueso. Más escépticos nos pusimos cuando vimos el cast final. Y les aseguro que ahora se tomaran la cabeza a dos manos cuando terminen de ver que hicieron con el hijo más famoso de Akira Toriyama.

La trama va así:
Goku acaba de cumplir 18 años y esta en último año del high school.
El día de su cumpleaños, el joven recibe una esfera de dragón cortesía de su abuelo Gohan. Lo que el ni nadie sabe, es que horas más tarde el demonio Piccolo escapara de su milenaria prisión para volver a la tierra a fin de encontrar y juntar todas las esferas del dragón y dominar el universo.

Después de la fiesta organizada por “la novia” de Goku, Chi Chi, el muchacho vuelve a casa solo para encontrar todo destruido y a su abuelo moribundo, quien justo antes de expirar le dice que busque al maestro Roshi para que lo entrene y eduque en artes marciales.

En el camino aparece la inteligente y bella Bulma, quien se ofrece a ayudar a Goku en su búsqueda del maestro.
Al final el grupo se fortalece cuando dan con el anciano, quien rápidamente se pone de cabeza en la capacitación de Goku, el único con un potencial suficiente como para detener el inminente ataque de Piccolo.

A ver, voy por partes.
Primero, pienso que no debemos ser TAN duros con James Wong, el director. A mi se me ponen los pelos de punta con solo pensar en que me den una tarea tan titánica e inabarcable como condensar el universo de Dragon Ball un ¡una película! (aunque ya se habla de trilogía). Piensen que Peter Jackson necesito de tres películas de casi tres horas cada una para retratar ESDLA. Así que nadie espere que Wong haga magia.

Pero hay cosas que están mal.
Goku en un high school americano, siendo un nerd que anda en una bicicleta vintage con motor mosquito y se echa kilos de gel antes de una fiesta no es la imagen que todos teníamos del joven con cola de mono que saltaba por bucólicos paisajes sobre una nube.

Además, el aspecto de los personajes era muy relevante. ¿Cómo es posible que Goku sea un alfeñique de 45 kilos? ¿Por qué todos son famélicos y parece como si nunca hubiesen levantado una pesa en sus vidas?

Lo otro: La trama fue metida en un camión de la basura. Como que echaron kilos y kilos de información y los presionaron hasta sacar una caja minúscula echa a presión con demasiados datos relevantes que se pasaron por alto.

Es así de simple. Es imposible condensar tantos años en una cinta y menos si el approach que le das es como una cinta teen.

Somos nosotros los más enojados.
Pienso que DB nunca será un éxito en el cine. Jamás habrá un director visionario que la entienda y la lleve al cine bien. La cine nació con Toriyama. Fue pensada para la tele. Y ya no es más que uno de nuestros mejores recuerdos de la infancia.
PEACE OUT

Comments are closed.