post icon
Titulo original: Margin Call
Director: J.C. Chandor
Elenco: Kevin Spacey, Paul Bettany, Jeremy Irons, Zachary Quinto, Penn Badgley
Duración: 90 min.
Paí­s de origen: Estados Unidos
Año: 2011
Premios: New York Film Critics Circle Awards Mejor debut cinematográfico y mejor guión | Detroit Film Critics Society: Mejor debut cinematográfico | National Board of Review Awards, Robert Altman Award, Mejor película. Entre otros.
Pagina oficial
nota

También puedes comentar la película en Facebook o Twitter

El término “margin call” (titulo original de la cinta) es usado en finanzas para determinar el momento en que un broker (corredor) te llama para informarte que las acciones que has adquirido se han devaluado a tal punto que sólo te queda vender o colocar más dinero para compensar. Definitivamente, es un término con el que nadie quiere verse involucrado.

Pues eso, elevado a una potencia inmensa fue lo que le pasó a Lehman Brothers durante la mentada crisis financiera que sacudió al planeta durante 2007-2008 (ojo, que la cinta jamás nombra a la oficina financiera, pero es clara la analogía).

Seth Bregman y Peter Sullivan son analistas de riesgo junior en una de las firmas de servicios financieros más grandes del mundo.
Cuando una de las olas de despido masivo más grande azota la oficina, ellos sobreviven al caos. Sin embargo, el jefe que solían tener y que ahora ha sido despedido, les pasa un pendrive con información confidencial que él estaba trabajando ahora, justo cuando lo despiden.
Sullivan -un genio matemático- descifra con horror lo que su ex jefe estaba a punto de anunciar: los niveles de riesgo manejados por la firma están a punto de explotar y anular los niveles de volatilidad histórica proyectados por la empresa. En pocas palabras: están quebrados y arrastrarán al mercado consigo.

Lo que sigue se desarrolla durante la noche. Aquella madrugada, los grandes ejecutivos de la firma viajan desde distintos puntos de US para abordar el problema.
La tensión no tiene precedentes. La mentes más brillantes de la firma están comprobando si la teoría que traen estos dos chicos es cierta o no. Con semblante sombrío, lo confirman. Esto es el final para todos.

En un acto desesperado y haciendo oídos sordos a los consejos, los jefes dan la orden de vender acciones que no tienen ningún valor. La idea es deshacerse de todo antes que el mundo se entere de la catástrofe. Los ricos y poderosos están a punto de caer, pero ellos quieren asegurarse que no sea sin pelear.

La película es robusta, sólida y muy bien hilada. A pesar de ser un trabajo independiente, se las arregló para conjugar a estrellas como Kevin Spacey, Jeremy Irons o Demi Moore.
El guión es impecable (al igual que las actuaciones) y la tensión gigante que oprimía a la empresa mientras el mundo estaba dormido, se logra a la perfección.

No se dejen intimidar por el carácter financiero de la película. Las buenas historias, como siempre lo he dicho, son transversales y seductoras. “Margin’s call” es tremenda.
PEACE OUT

Comments are closed.