post icon
Titulo original: Real Steel
Director: Shawn Levy
Elenco: Hugh Jackman, Dakota Goyo, Evangeline Lilly, Anthony Mackie, Kevin Durand
Duración: 127 min.
Paí­s de origen: Estados Unidos
Año: 2011
Pagina oficial
nota

También puedes comentar la película en Facebook o Twitter

Si hubiese tenido 13 años, “Gigantes de acero” se hubiese transformado en la mejor película de la vida.
La mezcla de boxeo, robots y showbiz es probablemente una de las más alucinantes que se me ocurre y Shawn Levy –director de la cinta- le saca partido de gran manera.

Corre el año 2020 y las peleas de box protagonizadas por humanos han desaparecido en pos de peleas descomunales hechas por robots. Hay circuitos profesionales dónde se mueven millones de dólares y peleas informales dónde los robots se muelen a golpes por unos cuantos dólares.

Charlie Kenton es un ex boxeador profesional que ahora se gana la vida peleando con alguna de sus máquinas. Si bien el hombre tuvo una efímera gloria en sus días de juventud, su presente es bastante opaco y lleno de deudas. Su novia es la única que lo aguanta pero incluso su apoyo y optimismo están contra las cuerdas.

Un día, Charlie recibe la trágica noticia de que una ex novia ha fallecido. Ellos tuvieron un hijo hace varios años, pero él jamás lo ha visto. Ahora deberá ir a una audiencia para ver quién será el tutor legal del muchacho; él o sus tíos ricos.

Manipulador y desesperado por tener algo de ingresos, Charlie hace un arreglo con los tíos del niño. Él lo cuidará mientras ellos van en un crucero por Europa y por eso, el recibirá una alta suma de dinero.
Ese dinero será invertido en su totalidad para comprar un nuevo robot y volver a las pistas. “Ésta vez funcionará” piensa Charlie.

Lo que jamás pensó, es que su hijo es fanático de las peleas y lo acompañará por dos semanas en un periplo intenso y lleno de emociones, las cuales no sólo les valdrá fama y dinero, sino que forjarán una intensa relación padre e hijo, cómo jamás lo habían hecho.

“Gigantes de acero” es una cinta llena de acción y escenas dramáticas. Cada toma está calculada, bien iluminada y es bastante exagerada, todo perfecto para exacerbar la espectacularidad de las peleas.
Pero tampoco hay que hacerse grandes expectativas, “Gigantes de acero” es una suerte de hermano chico de Rocky, pero con altas dosis de CGI y el mismo dramatismo y relaciones humanas conflictivas.

Ideal para verla con amigos y alucinar con cada combate. Insisto, de haber tenido 13 años, estaría escribiendo este review con una polera de Zeus y el juguete de Midas al lado del teclado.
PEACE OUT

Comments are closed.