post icon
Titulo original: Kill Bill: Vol. 1
Director: Quentin Tarantino
Elenco: Uma Thurman, Lucy Liu, Vivica A. Fox, Daryl Hannah, David Carradine
Duración: 111 min.
País de Origen: Estados Unidos
Año: 2003
nota
Artículos relacionados

Voy a comenzar hablando de algo que en apariencia no tiene ninguna relación con Kill Bill, pero que sé, afectó la concepción de la película.

El autor Clay Shirky tiene un libro en el cual aborda y desarrolla un concepto llamado el “Excedente cognitivo”. La idea gira en torno a algo muy sencillo: Todos los años que pasamos expuestos al televisor nos llenaron la cabeza de ideas. Un imaginario creado en su mayoría por miles películas que ahora – cuando somos adultos – son la gasolina que puebla nuestro imaginario.

Dicho eso, hago el link, con Tarantino.
El director, es un cinéfilo declarado, quien en reiteradas ocasiones ha contado como pasaba horas sin siquiera pestañear, devorando cuanta película dieran por la tele. Hoy por hoy, esa costumbre, lejos de menguar, ha ido aumentando.

Ese excedente cognitivo es lo que da forma a Kill Bill, una de las mejores cintas de esta década. Un sangriento homenajes a los western, las blackxplotation, a las cintas de kung fu y al animé.

La trama es sumamente sencilla:
Un grupo de asesinos liderados por Bill, da muerte a todos los invitados al ensayo del matrimonio de “la novia”(su nombre es revelado en el volumen II).
Todos mueren en el acto excepto ella, que incluso sobrevivió a un disparo en la cabeza.

Cuatro años después, “la novia” sale del coma en el que estuvo sumido y se da cuenta que ha perdido a su hija (el día de la matanza estaba embarazada de 8 meses).
Cegada con ira y venganza, la mujer emprende un viaje infernal en el cual la única meta es matar a todos los que estuvieron allí ese maldito día.

Como decía antes, la cinta homenajea el animé y otros géneros orientales. De esa forma, cada vez que “la novia” enfrenta a uno de estos personajes, hay luchas espectaculares, mucha sangre y una estética de videojuego que queda perfecta para aderezar la trama.

Como buena historia, la cinta está dividida en capítulos. Por lo general, un capitulo de traduce en la batalla con alguno de los enemigos que “la novia” enfrenta. Esto acrecienta la sensación de un cómic e insisto, un videojuego. Es casi como sucedía en Street Fighter, cuando un avión mostraba que el luchador viajaba de Estados Unidos a Japón.

En lo personal, no hay nada que critique a la cinta. Me encanta y es una de las pocas películas que he visto más de una vez (algo que jamás hago).
Tarantino entiende el cine perfectamente y es capaz de traducir todo lo que tiene en su cabeza en historias realmente únicas.
Paciencia porque en 2014 llega el volumen III.
PEACE OUT

Comments are closed.