post icon
Titulo original: Kill Bill: Vol. 2
Director: Quentin Tarantino
Elenco: Uma Thurman, Lucy Liu, Vivica A. Fox, Daryl Hannah, David Carradine
Duración: 136 min.
País de Origen: Estados Unidos
Año: 2004
nota
Artículos relacionados

Si no han leído el review para el volúmen I, pueden hacerlo aquí.

La segunda parte, arranca justo donde terminó la primera. Tarantino tiene mucho que mostrar y contar como para perder el tiempo recapitulando. Sólo basta un primer plano de Beatrix Kiddo contando lo que sucedió, para sentar la base argumental que se nos viene.

Quedan los rivales más enconados antes de llegar a Bill y Beatrix está lista para salir a buscarlos. Uno por uno.
Ahora es el turno de Budd, hermano de Bill, quién hace años se retiro “del negocio” y ahora trabaja como portero de un strip club.
Su hermano Bill llega hasta su casa rodante en medio del desierto para advertirle: Beatrix tiene una lista y el próximo en morir es él.

Esa misma noche, la novia llega a buscarlo, mas Budd le dispara en el pecho y casi la mata.
Entrada la madrugada, Beatrix es llevada a un cementerio para ser literalmente, enterrada viva. La chica está amordazada y sólo tiene una linterna.
Sin luz y con el aire acabándose rápidamente , Beatrix busca desesperada una navaja que esconde en su bota.

Un racconto nos muestra como la chica fue entrenada por el severo maestro Pai Mei, quién le enseño prácticamente todo lo que sabe, y por sobre todo, como la instruyo en el arte de dar golpes de alto impacto a corta distancia.
Cómo han de imaginar, Beatrix escapa y pone sus ojos en Budd y los que vienen.

No voy a seguir contándoles que pasa. Pero les resumo en pocas palabras: es imperdible.
Tarantino -a diferencia de la primera entrega- aquí cuenta una historia más contemplativa, intima y con muchas más emociones.
Si han de recordar, la primera película termina con la revelación que la hija que Beatrix había perdido, está viva. Si bien ella sólo se entera de eso hacia el final, la dinámica que se da entre ella, Bill (el padre) y la hija, esta teñida de dolor, emoción y desgarro. La familia disfuncional es la culminación a una historia que no tiene nada de amor en 3 cuartas parte de trama.

El tiempo perdido de esta familia, los sentimientos que anidan sus corazones y las motivaciones tras todo lo acaecido dan profundidad psicológica a los personajes, llevándolos a una nueva dimensión que arma una “nueva película” a partir de esto.

“Kill Bill vol. II” es el tipo de película que esperas, nunca termine. Supongo que Tarantino entendió esto, puesto que ha anunciado una tercera entrega para 2014.
Hay personajes que aún están dando vuelta y estoy seguro, que lo único que quieren es “Kill Beatrix”.
PEACE OUT

Comments are closed.