post icon
Titulo original: Killer at Large
Director: Steven Greenstreet
Elenco: Richard Atkinson, Denise Austin, Brooke Bates.
Duración: 95 min.
País de Origen: Estados Unidos.
Año: 2008
Pagina oficial
nota

Me encantan los documentales, y sobre todo, me gustan los que son de obesidad. No me pregunten porque, pero siempre me han gustado.

El fin de semana, mientras adelantaba diciembre comiendo pan de pascua, me puse a ver “Killer at large” otro de los tantos documentales sobre la obesidad en Estados Unidos.

Como han de imaginar, el trabajo aborda “el” gran problema que ha atacado a Estados Unidos en las ultimas décadas. Se estima que sobre 100 mil personas mueren todos los años por problemas relacionados con la obesidad y que 1/3 de las muertes producidas por cáncer son gatilladas por el sobrepeso.

De verdad el tema es impresionante, y cuando el documental muestra el caso de una niña de 12 años que es sometida a un bypass gástrico, nos damos cuenta que algo no funciona. ¿Son los padres? ¿La niña?¿O todo a su alrededor?

El documental, lejos de retratar a las personas que sufren de obesidad, muestra lo poco y nada que se hace para combatir el problema, el cual viene de mucho antes e involucra a muchos actores.

Los políticos tienen un rol preponderante en el film, ya sea hablando desde su punto de vista personal, o tratando de defender lo indefendible. Bill Clinton, Arnold Schwarzenegger y Tom Harkin entre otros, opinan sobre este mal que amenaza la vida de millones de personas en todo el mundo.

Debo decir que cada vez que veo este tipo de documentales quedo muy impactado. No es posible ver tanta desgracia y sentirse ajeno a este problema.

Eso si, el documental no solo denota los problemas del sobrepeso, sino que muestra la otra cara de la moneda: familias que crecen sus propios cultivos y los venden en ferias macrobióticas que les permiten fomentar entre sus vecinos un estilo de vida saludable.
Sin embargo esos intentos se quedan cortos ante la cantidad de locales de comida rápida que existen en todo Estados Unidos y que hacen que todos los otros esfuerzos parezcan fútiles e inútiles.

En resumidas problemas, el asunto -lejos de reducirse a Estados Unidos- nos afecta a todos y peor aún, lo más seguro es que todos conozcamos a alguien obeso que puede sufrir problemas en el futuro cercano producto de esto. Una verdadera lastima si no se toma conciencia y se cambian los hábitos de una buena vez.
PEACE OUT

Comments are closed.