post icon
Titulo original: Faust
Autor: Johann Wolfgang Von Goethe
Editorial: Ercilla
Año: 1808, primera parte; 1832 segunda parte
Páginas: 269
nota

Después de haber escuchado un comentario sobre este clásico de la literatura universal, me conseguí el libro y empecé a leerlo.

Ahora que lo he terminado siento que en algún momento voy a tener que releerlo (por so es un clásico) y supongo que en esa relectura lo voy a entender más.

El libro es muy barroco, en el sentido de la gran cantidad de personajes que tiene (aparece una cantidad increíble de personajes del Partenón griego) y así también lo inconexa que puede llegar a ser la historia.

Pero no quiero empezar a hablar del libro sin antes hacer una pequeña reseña sobre Johann Wolfgang Von Goethe (1749-1832), el autor tras magnánimo trabajo.

Goethe es uno de los principales exponentes de la literatura alemana de finales del SXVIII y principios de SXIX. Entre su obra destaca Fausto (a la cual le dedico la mayor parte de su vida), La teoría de los colores, Las desventuras del joven Werther y Viajes italianos, entre otras.

Así también, Goethe hizo grandes aportes a áreas tan disímiles como son la filosofía, la ciencia, la poesía, el drama, la novela formativa y el género autobiográfico.

Pasando ahora a Fausto, les cuento que la obra se divide en dos partes (la primera más sencilla que la segunda) y a pesar e la cantidad ridícula de personajes, nunca debemos perderle el paso a los dos más importantes: El doctor Fausto y Mefistófeles.

Imagen

PRIMERA PARTE

La primera parte nos presenta al Dr. Fausto, un hombre que aburrido del mundo terrenal y cansado de acumular conocimiento tras conocimiento esta aburrido de la vida.

Paralelamente, en el cielo, Dios hace un pacto con Mefistófeles, en el cual Mefistófeles le asegura a Dios que el será capaz de sacar a Fausto del buen camino. De lograrlo, el alma de Fausto será para Mefistófeles y no para Dios.

Es así como lo “divino” entra en contacto con lo terrenal y Fausto conoce a Mefistófeles.

Cabe destacar que Fausto, antes de conocer a Mefistófeles, había estado tratando de entablar contacto con otra esfera del conocimiento y saber de otras cosas (cosas prohibidas para los hombres), por lo que la aparición de Mefistófeles no lo sorprende tanto.

Cuando ambos se conocen, Mefistófeles le dirá a Fausto que el podrá conocer otros mundos y vivir la vida que quiera a condición de que si el (Fausto) alguna vez dice estar “contento o lleno” su alma será para el diablo. De no saciar sus ansias de conocimiento y estar siempre hastiado, a pesar de los esfuerzos del diablo, Fausto conservará su alma y todas las riquezas hasta ese momento acumuladas.

Es así como ambos parten en un viaje que llevara a Fausto (aun en la primera parte) a conocer el amor y la atracción hacia el sexo opuesto.

Margarita se llama el objeto del deseo del Dr. Y la atracción entre ambos crece mucho, llegando Margarita, a entregarse en cuerpo y alma al Dr.

Pero como todo esto fue obrado por Mefistófeles, llega a un mal final.

Valentín, hermano de Margarita, llega a la ciudad y se pelea a muerte con Fausto y Mefistófeles, por haber robado la dignidad de su hermana. Producto e la pelea, Valentín muere y Margarita es culpada de asesinato.

Una vez en la cárcel, Fausto va a rescatar a su amada en compañía de Mefistófeles, pero cuando ella ve al amigo de su amado (Mefistófeles) decide no irse con ellos, ya que ella sospechaba el origen del malvado.

Así termina la primera parte (con la muerte de Margarita y el escape de Fausto y Mefistófeles).

Imagen

SEGUNDA PARTE

La segunda parte, publicada varios años después que la primera, esta llena de personajes mitológicos y elementos de la edad media.

Todo parte con Fausto y Mefistófeles embaucando a un ingenio rey que ve como su imperio pasa por penurias y problemas.

Con la asistencia de estos extranjeros, el reino surge y el rey queda profundamente agradecido.

Bajo el tutelaje del rey, Fausto conocerá a Helena (de quien se enamora perdidamente).

Lo que sigue se me hizo más bien enredado, pero tratare de resumirlo de manera coherente.

Helena es acusada de por traición a su padre y será ejecutada, por lo que su única esperanza será escapar.

Así llega al palacio que Fausto tiene (gracias a la ayuda prestada al rey). Es así como Helena termina casándose con Fausto, pero después de confusos incidentes, Helena desaparece (muere) y Fausto es elevado a regiones etéreas por el vestido de sus amada.

Fausto y Mefistófeles llegan a la altura de las montañas y hay una guerra apunto de desatarse. Fausto logra salir airoso de la batalla y el rey, le vuelve a otorgar muchas riquezas materiales.

Nuevamente, Fausto se vera lleno de poder, pero esta vez, el dinero y el poder lo ciegan transformándolo en un hombre ambicioso y vil.

El arzobispo es el único que nota que el compañero de Fausto es demoníaco, por lo que insta a Fausto a entregar sus dominios a la iglesia y pedir perdón, pero Fausto esta tan ensimismado en su conquista que al final termina logrando su felicidad, y por lo tanto, termina muriendo y entregando su alma a Mefistófeles, quien esta feliz.

Pero justo cuando el diablo se va a llevar su alma, un grupo de Ángeles baja y le arrebata la parte inmortal de Fausto al diablo, dándole descanso eterno a la atormentada alma del Dr.

Así, el pacto queda inconcluso.

Imagen

¿Qué les pareció?

No esperen una obra sencilla y lineal. Pasan tantas cosas que me parecieron inconexas y se mencionan tantos personajes, que al final solo buscas a Fausto y a Mefistófeles.

Obviamente aun no tengo la preparación para leer un libro así, pero espero tomarlo mas adelante y releerlo para ver que cosas nuevas pasan.

Antes de terminar, les cuento que en el libro hay varias “Noches de Walpurgis” (¿les suena esa película de licántropos española?) y gracias a la lectura, aprendí que las noches de Walpurgis, son aquelarres celebrados en el pico mas alto de la montaña Hartz, en Alemania. La celebración es la noche del 30 de Abril.

Lo otro: ¡En el libro aparece un Homúnculo! Los homúnculos son personajes hechos por los alquimistas para que les ayuden en sus tareas transmutadotas. Estos seres no son humanos y estan hechos de tierra y desperdicios (o cosas orgánicas). Durante una clase con Voluspa Jarpa, ella menciono a estos seres y me llamaron mucho la atención. ¡Justo ahora, me los topo en Fausto!

Cerrando este extenso review: El que quiera leer este libro, mas le vale tener la disposición y el tiempo para cabecearse un buen rato.

Una vez que lo hayan echo, lean algo liviano, salgan y denle “tiempo al tiempo”, porque seguro que la próxima vez que lo lean, va a pasar cosas nuevas…por eso es un clásico de la literatura universal.

PS: Si quieren construir su propio homúnculo:

He aquí cómo hay que proceder para conseguirlo: encerrad, durante cuarenta días, en un alambique, licor espermático de hombre; que se pudra hasta que empiece a vivir y a moverse, lo que es fácil de reconocer.

Imagen

Al cabo de este tiempo, aparecerá una forma parecida a la de un hombre. Si después de ésto, se alimenta todos los días este joven producto, prudente y cuidadosamente, y se lo conserva durante cuarenta semanas a un calor constantemente igual al del vientre de un caballo, ese producto se convierte en un niño verdadero y vivo, con todos sus miembros, como el nacido de mujer, sólo que mucho más pequeño.

De Paracelso, De natura rarum

PEACE OUT

Comments are closed.