post icon
Titulo original: Let My People Go Surfing: The Education of a Reluctant Businessman
Autor: Yvon Chouinard
Editorial: Penguin
Año: 2006
Páginas: 258
Pagina oficial
nota

También puedes comentar el libro en Facebook o Twitter

Esto va más o menos así.

Hace ya varios meses, me invitaron a la premiere del Adventure Film Festival. Allí, se estreno el documental “180º al sur”; la historia estaba protagonizada por dos personajes a esta altura míticos: Douglas Tompinks (Dueño de “The North Face” y “Espirit”) e Yvon Chouinard (dueño de Patagonia y Black Diamond). La historia relatada fue sencillamente apasionante y épica; para coronar la noche, los organizadores lograron que el mismísimo Yvon se apersonara y conversará un rato con nosotros.

Esa noche quede bastante prendado a la historia y el personaje que realizó tamaño viaje. Fue así como me empecé a interiorizar con Yvon y las cosas que ha hecho. El hito más grande que tiene como empresario, es la marca Patagonia, especialista en ropa y accesorios para practicar deportes al aire libre. Sin embargo Patagonia no hace “sólo productos”, sino que se especializa en confeccionar los mejores productos que a su vez, causen el menor daño al medio ambiente.

Así pues, me compré uno de sus libros (tiene otro sobre escalada en hielo) el cual habla de su atípica formación en el mundo de los negocios y cómo en varios años, Chouinard Equipment -ahora Patagonia- pasó a ser la marca líder en una categoría altamente competitiva.

“Que mi gente vaya a hacer surf” es un libro imprescindible, redondo, entretenido, diverso y apasionado.
Se nota que fue escrito por un hombre indomable, que ha perseguido cada día de su vida una visión que se mantenido inalterable y enaltecida.

Desde su atípica niñez y llegada a California, Chouinard va relatando en primera persona una vida que a ratos fue apresurada, desordenada e instintiva, mas siempre se mantuvo leal y respetuosa con la madre naturaleza, un “personaje” que influye sus pasos y los de Patagonia hasta el día de hoy.

El libro es extremadamente interesante, puesto que muestra por dentro cómo funciona una de las empresas más exitosas, pero a la vez atípicas. Chouinard sabe que Patagonia es parte de “un culto” y que la gente que consume sus productos esta verdaderamente comprometida con el medio ambiente. Así también, sabe que su éxito los ha llevado a ser un modelo a seguir por cientos de empresarios en todo el mundo, lo cual ha hecho que muchas marcas entiendan que se puede generar dinero y ser socialmente responsable.

Esta posición inmejorable ha hecho de Patagonia un líder que con iniciativas como la donación del 1% de sus ganancias anuales a causas medioambientales, ha cambiado la forma de hacer negocios.

Si bien les recomiendo leer el libro entero, aquí hay una serie de puntos que rescato y atesoro de sobremanera:

- Todas las decisiones de la compañía son realizadas en el contexto de una crisis medioambiental. Debemos evitar todo daño a la naturaleza mientras buscamos una constante mejora de nuestros productos.

- La máxima atención es dada a la calidad del producto, definida en términos de durabilidad y resistencia.
Multifuncionalismo, no obsolescencia y el tipo de belleza que emerge de la absoluta adecuación a la tarea para la que ha sido desarrollado.

- El consejo de dirección (de Patagonia) reconoce que las comunidades exitosas son aquellas que se relacionan de un modo sostenible con el medio ambiente.

- Sin que por ello sea nuestra prioridad, buscamos el beneficio económico de nuestras actividades.

- La imposición de la tasa de un 1% de nuestras ventas anuales brutas, o el 10% de nuestros beneficios, como impuesto para mitigar las consecuencias medioambientales derivadas de nuestra actividad.

- Todos los estamentos laborales de Patagonia potencian actividades proactivas que reflejen nuestros valores, incluido el apoyo financiero para los trabajadores que, ejerciendo una militancia civil no violenta, tengan problemas legales.

- En nuestras operaciones internas, la gerencia de la empresa trabajará como un grupo que fomente la máxima transparencia. En todos los niveles de nuestra actividad corporativa, potenciamos una atmósfera colaborativa.

Sin lugar a dudas, éste es un libro inspirador. Así como su creador, “Que mi gente vaya a hacer surf” es un documento disruptor, anormal y genial.

Hoy por hoy, soy cliente de Patagonia y creo firmemente en su postura frente a la vida.
Pensar que todo partió con una película. La vida no deja de sorprenderme.
PEACE OUT


  1. [...] que entonces se molestan en seguir vendiendo la chaqueta y sus otros productos?” En “Let my people go Surf” Yvon Chouinard, dueño de la marca, reflexiona sobre esto y dice que en la medida que logre [...]

    “No compres esta chaqueta”. Patagonia le hace frente al CyberMonday